Convertir la educación en proyecto ganador

Por Helga Cuéllar-Marchelli*

En El Salvador se cuentan muchos esfuerzos para mejorar la educación, pero ninguno ha logrado convertirse en política de Estado. Nunca ha existido un compromiso explícito entre distintos actores sobre la importancia de la educación en la búsqueda de la supervivencia y la evolución de las personas e instituciones que conforman el Estado. Difícilmente se ha mantenido una estrategia por un período prolongado de tiempo, que sirva de guía en la implementación de políticas y programas encaminados a mejorar la calidad y el potencial humano. La ausencia de una visión de país en educación de esta naturaleza se ha mantenido por ciento noventa años desde la independencia de España en 1821.

Mi impresión es que tanto la firma de los Acuerdos de Paz en 1992 como la transición democrática marcada por el establecimiento del primer gobierno de izquierda en 2009, han mantenido despierta tal aspiración. ¿Por qué? Ambos eventos han puesto al descubierto la necesidad de establecer un ritmo vital que marque el paso de la nación como un todo, teniendo mayor comprensión acerca de quiénes somos y hacia dónde deseamos ir como país. Es indispensable que, a estas alturas del camino, todos los actores hagan su mejor esfuerzo para encontrar el tono y hacer sonar afinado el proceso de reafirmación del Estado-nación.

La crisis económica, la inseguridad y los problemas de gobernabilidad ciertamente hacen que la dinámica de esta orquesta nacional se complique. Todos los actores parecieran expresarse a la vez o halar por su lado sin escucharse, alargando los tiempos para llegar a acuerdos o poniendo en riesgo los espacios para conversar sobre temas elementales. Es crucial establecer un diálogo más efectivo entre el sector público y privado para alcanzar compromisos sobre cómo reactivar la economía, reducir el endeudamiento público, buscar la sostenibilidad fiscal y garantizar la seguridad jurídica y ciudadana. Quizá la dificultad que observo es que en los temas sobre crecimiento y seguridad, los “músicos” parecieran no comprender cómo trabajar en equipo, apegándose a las exigencias de una misma partitura. Dicen que la experiencia hace al maestro, así que asumo tanto el Gobierno como los empresarios entre otros actores, deben seguir haciendo el esfuerzo por buscar una armonía. No obstante, hace falta encontrar un proyecto ganador que facilite a distintos actores sociales el aprendizaje de cómo construir en forma participativa y pragmática una visión de país.

Desde mi punto de vista, con todo y sus bemoles, el sector que con menor dificultad puede lograr este objetivo es educación. ¿Por qué? La educación es, sin lugar a dudas, un eje estratégico del desarrollo que tiene un impacto en el crecimiento económico, la democracia y la seguridad humana. Además, es el sector, que desde los Acuerdos de Paz, ha promovido con mayor esmero la participación democrática. Esto se evidencia en la forma de organizar las escuelas, la creación de la mesa de negociación permanente con los gremios magisteriales y la tendencia a crear comisiones de educación, consultar o exigir ser consultado para tratar asuntos relacionados con las políticas educativas. Bajo esta tradición se enmarca la actual Consulta Nacional “Para un País sin Violencia”, liderada por el Consejo Nacional de Educación.

Los empresarios, las iglesias, los políticos, los padres de familia y hasta los gremios magisteriales, que parecen estar divididos en sus posiciones sobre temas salariales, suelen mostrar una gran disposición para colaborar en la búsqueda de soluciones a problemas educativos. Pienso que entre todos los temas importantes sobre los que se necesita definir un rumbo nacional, educación tiene el mayor potencial de convertirse en proyecto ganador. Me pregunto si usted, amigo lector, estaría de acuerdo conmigo en esto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s